Basado en la nueva plataforma eléctrica modular MEB del Grupo Volkswagen, el Skoda Vision iV Concept es el nuevo prototipo de SUV eléctrico que acaba de presentar la marca checa en la edición 2019 del Salón de Ginebra. Se trata de un nuevo coche de cero emisiones con carrocería de estilo SUV/crossover, líneas futuristas y rasgos de identidad propios.

Según el comunicado oficial de Skoda el Vision iV destaca por ofrecer un diseño plagado de líneas deportivas y emocionales a lo largo de su vistosa carrocería SUV con marcados tintes coupé. Su carrocería mide 4,665 m de longitud, 1,926 m de anchura y 1,613 m de altura.

En el exterior llama la atención los aros de aleación de 22 pulgadas de diámetro y las letras de Skoda con iluminación en color rojo sobre la compuerta del baúl. Otros detalles llamativos son la ausencia de manetas en las puertas (se abren automáticamente con un toque) y de espejos retrovisores tradicionales, que han sido sustituidos por cámaras con un ángulo de vision de 180 grados. Las puertas traseras se abren hacia atrás, también con asistencia eléctrica.

A nivel mecánico no se conocen muchos detalles más allá de que contará con dos motores eléctricos, uno en cada eje, para sumar una potencia de 225 kW (306 CV). Škoda dice que el VISION iV tiene una autonomía de 500 km, estimada mediante el ciclo WLTP. La batería, de iones de litio, tiene una capacidad de 83 kWh. Será posible recargarla hasta el 80 % de su capacidad en 30 minutos. Está refrigerada por líquido. El Vision iV  puede acelerar de 0 a 100 km/h en 5,9 segundos, de 80 a 120 km/h en menos de 4 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 180 km/h.

Skoda no ha asegurado que el Vision iV se lleve a la producción.

Recuerda, que a partir de marzo, podrás anunciar o buscar tu vehículo en esta misma web (info).

Puedes seguirnos en nuestra cuenta de Instagram @avalycard.