La tercera generación del BMW Z4 empieza a rodar por las carreteras. Se trata de un roadster clásico, biplaza, con techo de lona retráctil. Inicialmente la gama estará compuesta por tres versiones, todas ellas de gasolina, turboalimentadas y con filtro de partículas: Z4 sDrive20i (197 CV), Z4 sDrive30i (258 CV) y Z4 M40i (340 CV).

El BMW Z4 se ha desarrollado en paralelo con el Toyota Supra 2019. Ambos modelos comparten plataforma, tecnologías y motores. Obviamente, cada marca le ha dado su toque de diseño y de puesta a punto. Esta sinergia entre Toyota y BMW ha sido necesaria para hacer rentable ambos vehículos.

El nuevo BMW Z4 2019 mide 4,32 metros de largo, 1,86 metros de ancho y 1,3 metros de alto, lo que supone unas dimensiones notablemente superiores a las de su predecesor. Ahora, además, la batalla es más corta y las vías más anchas. Combinado con un óptimo reparto de los pesos, 50% en el eje delantero y 50% en el eje trasero le confiere un aplomo propio de un coche mucho más grande.

El diseño del BMW Z4 se caracteriza por contar con un morro alargado y un habitáculo en posición muy retrasada. La carrocería está repleta de aristas y nervaduras para potenciar su imagen musculosa. La parte trasera del BMW Z4 integra nuevas ópticas LED en posición horizontal y con un prominente spoiler sobre la compuerta que acentúa el carácter más radical de este deportivo.

Todos los motores disponibles están sobrealimentados por un turbocompresor de doble entrada (twin-scroll). Los de 197 CV (0 a 100km/h en 6,6 segundos y velocidad máxima de 240 km/h ) y 258 CV (0 a 100 km/h en 5,4 segundos y velocidad máxima de 250 km/h) tienen 2,0 litros de cilindrada.  El BMW Z4 M40i tiene un motor de seis cilindros en línea y 2998 cm³ de cilindrada y 340 CV. El M40i puede acelerar de 0 a 100 km/h en 4,5 segundos, y alcanzar los 250 km/h (limitado electrónicamente). Todos van asociados a un cambio automático de ocho velocidades. En todas las versiones hay una función que permite salir desde parado con la máxima aceleración (launch control). La tracción en todos los casos es a las ruedas traseras.

El botón de accionamiento de la capota se situa en el túnel central. El techo del Z4 se descubre en tan solo 10 segundos y circulando hasta un máximo de 50 Km/h.

Todos los Z4 tienen de serie faros de ledes, asistente de frenada de emergencia con sistema de reconocimiento de peatones o alerta por cambio involuntario de carril. En la lista de opciones hay faros de ledes de tipo matricial, una instrumentación compuesta por una pantalla de 10,25 pulgadas, una dirección de desmultiplicación variable, programador de velocidad activo (tiene la capacidad para frenar y llegar a la detención en caso de que el vehículo que va delante también lo haga), Head-Up Display, alerta de tráfico trasero cruzado, detección de vehículos en el ángulo muerto, climatizador de dos zonas o un sistema de sonido Harman Kardon.

Recuerda, que a partir de abril, podrás anunciar o buscar tu vehículo en esta misma web (info).

Puedes seguirnos en nuestra cuenta de Instagram @avalycard.

Galería de imágenes del BMW Z4 2019.